miércoles, 30 de enero de 2013

Bizipoz

Como en la vida, en el ciclismo profesional coexisten lo mejor y lo peor de las personas, incluso a veces dentro de un mismo individuo. Hoy toca la cara.