miércoles, 21 de mayo de 2014

I Carreira popular de Ribadavia

Pocas veces puedo ir a la salida de una carrera caminando y este año ya van dos. Esta fue una competición muy especial para mí, organizada por mi club y con una participación activa en el diseño del circuito. Hace algo más de un mes Lalo y yo estuvimos correteando por el pueblo decidiendo por donde metíamos a la gente, al final creo que ha quedado una cosa bonita, a mí por lo menos me encantó aunque no soy objetivo.


Organizar algo, aunque sea una carrera pequeña como esta siempre es complicado. Los corredores solemos llegar, recoger el dorsal, correr, recoger lo que te dan y marchar para casa. Cómo nos dan todo hecho no solemos valorar lo que hay detrás por eso siempre digo que todo corredor debería ser voluntario en una carrera al menos una vez.
Bueno la verdad es que para ser la primera edición fue todo bastante bien, la participación fue bastante aceptable pese coincidir en el fin de semana con muchísimas otras pruebas, hubo buen ambiente, algo de calor de más y algún susto como la chica que se desmayó entre el público pero en general bien. Haciendo autocrítica también hubo algún fallo en la organización, la plaza habría que balizarla mejor para que no se cruzara gente, el avituallamiento intermedio estaría mejor un par de km antes ya que hacía mucho calor y habría que mejorar el agua del final. En mi opinión quizás habría que dar la bolsa al final de la carrera y así cada uno se llevaba ya su botella de agua y powerade o lo que fuera y nos evitamos tanto problemas de "rapiña" como que alguien se quede sin ella.
Pero bueno, ya en lo personal y con respecto a la carrera se  puede resumir en una palabra: FLIPÉ.




Salida desde la Plaza Mayor, 12 de la mañana. Como no había grandes galgos salvo Javi Paredes, muy superior al resto, me pude dar el lujo de salir desde la primera fila. Ya que estoy en mi casa un día es un día :-)


Suena el disparo y salimos. Doblamos la primera curva y sorprendentemente voy en cabeza junto a mi compi Roberto.
La sorpresa no se acaba ahí si no que pasan los metros y sigo en cabeza. Yo flipando. El primer kilómetro era rapidísimo, cuesta abajo. Ya el día que estuvimos diseñando el recorrido sin quererlo ese kilómetro nos salió por debajo de 4'. Pero esta vez en cabeza, con las alas que da correr en casa, según me dijeron (ya que yo no tengo GPS ni nada) íbamos a 3'20". De todas formas tampoco era un ritmo de locura, iba cómodo, sucedió sin pretenderlo.
Tomamos el cruce de la calle Ribeiro y sigo primero. ¡Joder! ¿que está pasando? miro hacia atrás a ver donde viene Javi y el resto y lo que veo es que hasta he abierto hueco. Esto es un sueño, que nadie me despierte.
¿Sabéis en el Tour de Francia o las grandes vueltas cuando a veces se da la oportunidad que la carrera pasa por el pueblo de algún ciclista y el resto del pelotón lo deja pasar en primer lugar? Pues más o menos sucedió lo mismo. Hasta el Km 1,5 más o menos fui liderando la prueba. Sólo puedo dar las gracias a quienes lo permitieron, sobre todo a Javi Paredes que está a otro nivel, pero también a mis compañeros de club los hermanos Espiña, a Miguel y alguno que otro más por ahí que sé de sobra que andan mejor que yo.
Al final ya sabía que las cosas tendrían que discurrir por su vía más lógica y ya en terreno llano un grupito de unos 8 corredores me adelanta. Yo me quedo unos metros atrás corriendo junto a José LuisTorres. Rodeamos el campo de fútbol y retornamos cara al pueblo por el carril bici. La cabeza no me saca más que unos metros y en principio aguanto bien aunque habría que reservar fuerzas para el final que era la parte más complicada.
Cuando estaba a punto de tomar el paseo del río ocurre la cagada del día, se me desata la zapatilla. No sé que me pasa este año, ya me sucedió en la Vig-Bay y ahora, y eso que le hago doble nudo y entrenando no recuerdo que me haya pasado. Pero siempre tiene que suceder en el momento más inoportuno. Me paro a atarlas, no sé cuanto tiempo pierdo pero me pasan 5 o 6 corredores. Una pena.
Me reengancho a la carrera justo detrás de Javier Ortega y Atanes que me sirven para volver  a coger el ritmo. Ahora ya no vale de nada lamentarse por el tiempo perdido.
Me sigo sintiendo bien y me quedo junto a Atanes. Ortega se retrasa unos metros. Hace mucho calor, en el paseo del río a ratos hay sombra y se lleva mejor, pero a cambio también hay bastante polvo en suspensión. Esta semana han estado adecuando un poco la pista y rellenando los baches para la carrera y como no ha llovido se nota.
De todas formas voy bastante bien, gestionando con cabeza las fuerzas ante la subida que se avecinaría en el Km 6,5. El conocerla bien es una ventaja. Hasta esos momentos marcharía en el puesto 16 o 17º de la carrera pero ya en la subida lograría distanciarme de Atanes.
Una vez arriba estaba el avituallamiento pero apenas bebí, sólo me eché agua por encima y remojé la boca. Sentía el calor pero lo llevaba bien. No me suelen beneficiar estas condiciones pero esta vez ni sed tenía.
El kilómetro siguiente por carretera no era de tanta pendiente como el anterior pero para mí fue el más duro por el efecto de ver largas rectas interminables. Aquí ya me tocó apretar los dientes de verdad.
La carrera se aproximaba al final. A ver si no me arrepentía de mi diseño del callejeo por el casco histórico. 
Modestia aparte, este final me parece superchulo :-) Algo durillo pero se lleva bien creo. Calles estrechas y empedradas. A mí hasta se hizo corto.
Al final entro en meta en la Plaza Mayor: 33'57", puesto 14º. No había mucho nivel pero esa calsificación entre más de 180 llegados no está nada mal. Me queda la pena de lo de la zapatilla ya que casi tuve el top10 al alcance de la mano. 24" me separaron de 10º (mi compi de tri Gonzalo que en condiciones normales me da 1000 vueltas pero tras hacer 2 horas de bici la cosa se igualaba un poco más) No sé cuanto tiempo perdería atándome pero yo creo que estaría ahí o casi.
De todas formas contentísimo claro. Más aún cuando me enteré de que Roberto había sido 3º ¡Que grande!
La experiencia fantástica y lo de ir liderando la prueba al principio un puntazo.No creo que me vuelva ver en otra.
La carrera espero de verdad que se consolide en el calendario porque tiene mucho potencial. Hay unas cuantas cosillas de mejorar pero puede convertirse en una de las mejores populares de la provincia.

Clasificaciones (completas aquí)
Masculina
1º Javier Paredes  Gimnástica Pontevedra  31:42
2º Jaime Noguerol  Atl. Arenteiro 32:26
3º Roberto Espiña  C.D. Aurum 32:30

Femenina
1ª Ariana González S.A. Tegra  36:21
2ª Silvia Rodríguez Ourenrunning 38:11
3ª Ángeles Rodríguez  Ourenrunning  40:11

Fotos: La Región

No hay comentarios: