jueves, 19 de marzo de 2009

Carrera loca

.
-¿Qué es una Carrera Loca? -preguntó Alicia, y no porque tuviera muchas ganas de averiguarlo, sino porque el Dodo había hecho una pausa, como esperando que alguien dijera algo, y nadie parecía dispuesto a decir nada.
-Bueno, la mejor manera de explicarlo es hacerlo.
(Y por si alguno de vosotros quiere hacer también una Carrera Loca cualquier día de invierno, voy a contaros cómo la organizó el Dodo.)
Primero trazó una pista para la Carrera, más o menos en círculo («la forma exacta no tiene importancia», dijo) y después todo el grupo se fue colocando aquí y allá a lo largo de la pista. No hubo el «A la una, a las dos, a las tres, ya», sino que todos empezaron a correr cuando quisieron, y cada uno paró cuando quiso, de modo que no era fácil saber cuándo terminaba la carrera. Sin embargo, cuando llevaban corriendo más o menos media hora, y volvían a estar ya secos, el Dodo gritó súbitamente:
-¡La carrera ha terminado!
Y todos se agruparon jadeantes a su alrededor, preguntando:
-¿Pero quién ha ganado?
El Dodo no podía contestar a esta pregunta sin entregarse antes a largas cavilaciones, y estuvo largo rato reflexionando con un dedo apoyado en la frente (la postura en que aparecen casi siempre retratados los pensadores), mientras los demás esperaban en silencio. Por fin el Dodo dijo:
-Todos hemos ganado, y todos tenemos que recibir un premio.
-¿Pero quién dará los premios? --preguntó un coro de voces.
-Pues ella, naturalmente --dijo el Dodo, señalando a Alicia con el dedo.
Y todo el grupo se agolpó alrededor de Alicia, gritando como locos:
-¡Premios! ¡Premios!
Alicia no sabía qué hacer, y se metió desesperada una mano en el bolsillo, y encontró una caja de confites (por suerte el agua salada no había entrado dentro), y los repartió como premios. Había exactamente un confite para cada uno de ellos.
-Pero ella también debe tener un premio --dijo el Ratón.
-Claro que sí -aprobó el Dodo con gravedad, y, dirigaiéndose a Alicia, preguntó--: ¿Qué más tienes en el bolsillo?
-Sólo un dedal -dijo Alicia.
-Venga el dedal -dijo el Dodo.
Y entonces todos la rodearon una vez más, mientras el Dodo le ofrecía solemnemente el dedal con las palabras:
-Os rogamos que aceptéis este elegante dedal.
Y después de este cortísimo discurso, todos aplaudieron con entusiasmo.

Alicia en el País de las Maravillas - Lewis Carroll

Os invito a compartir 8 segundos de mi entrenamiento de hoy :-))

video

Bueno, pues ya que me lo pedís os cuento algo más. No sé si os pasa a los que tenéis blog pero muchas veces no encuentro las palabras apropiadas para expresar lo que me gustaría en una determinada entrada. El texto de Carroll describe muy bien lo que fue ese entrenamiento; "carrera loca", sin un objetivo concreto, ni recorrido fijado, ni tiempo, ni ritmo... tan sólo agua en el camelbak y monte.
En la filosofía Zen hay un término "Mushotoku", que viene a significar dar sin esperar recibir nada a cambio. Sería una cosa así, correr por correr, pese a que en mi caso, como sucedía en el cuento de Alicia, también tuve mi premio. No fue un confite ni un dedal sino algo mucha más intangible y complicado de expresar con palabras. El vídeo es una muestra, esos 8 segundos fueron perfectos, no podría estar haciendo nada mejor ni habría nada que me proporcionara más felicidad de la que sentía en aquellos instantes. Ningún pensamiento se cruzaba en mi cabeza, todo mi cuerpo era una unidad, todos mis sentidos trabajaban juntos... camino y meta se fundían en una sola cosa... difícil de describir y aún describiéndolo difícil de entender si antes no o has sentido.
Para los amantes de la estadística: 1h33' de carrera y en torno a 16-17 Kms.
- Aquí todos estamos locos. Yo estoy loco. Tú estás loca.
- ¿Cómo sabes que yo estoy loca? - preguntó Alicia.
- Tienes que estarlo -afirmó el Gato- , o no habrías venido aqui.

11 comentarios:

Isadora dijo...

Pero... si no dices ni píoooooo!!!
Yo que sé... un hola, un algoooo!!!
Furiiiiiiiiiii!
:D

Marc Roig Tió dijo...

Pues sí que pareces loco, jajaja. Muy bueno el fragmento de Alicia.

Emilio dijo...

Que krak Furi, y que buena pinta esos parajes, para correr y para la mtb tienen que ser geniales no?

Francés dijo...

Hola

Recuerdo un anuncio de Nike. Una chica corría y la voz en off era su mente: "me dicen. si corres con calor estas loca, si corres con frio estas loca, si corres con lluvia estas loca, si corres muy temprano estas loca, si corres muy tarde estas loca...., pero son ellos los que estan encerrados".

Correr por los caminos y sentir como tu cuerpo y tu alma se va mezclando con el ambiente es lo mejor del día... bueno y estar tirado en la hierba estirado después claro.


Saludos

la granota dijo...

:D
Qué bueno!! gracias por recordarme por qué me gusta tanto ese libro!

querido dodó ;)

Mildolores dijo...

A veces irse por las ramas con fragmentos como este son los que consiguen que blogs como este figuren en mi lista de imprescindibles.
Muy bueno.

Pekas dijo...

Un gran libro.. sin duda... :-)))

Más o menos como yo hoy... arcos y flechas matinales... algo de escalada por la tarde... ( y "halterocopilia" .. levantamiento de vidrio en barra fija... ) :-)) hasta hace un ratito... :-)))))))))

( y mañana más... :-)))

Isadora dijo...

Furi, sinceramente no lo podrías haber explicado mejor.
Yo al menos, y eso que no lo he vivido nunca, he entendido perfectamente ese momento que tuviste y del cual dejas constancia en tu video.

Creo que el Chulo y Clemente han vivido algo parecido también.

Yo quieroooooo!!!
Tiene que ser una maravillosa sensación.

Enhorabuena por haberlo expresado tan estupendamente y por haberlo sentido.

Y gracias por haber hecho el esfuerzo de intentar plasmar lo que sentiste con palabras (por mi curpita curpa).
:)

misstake dijo...

Pues enhorabuena por tu premio!!

cósima dijo...

Nunca he corrido más de 500 metros seguidos pero creo que te entiendo.
Todos buscamos nuestros pequeños momentos con los que mantenernos a flote. Ya sea corriendo, leyendo o calcetando, lo importante es darse cuenta de ellos.

Muy interesante la entrada. Saúdos Furacán!

Furacán dijo...

Isadora, ya ves como te hice caso ;-)

Marc, jejeje un poco

Emilio, si está muy bien, lo único malo un perro ca...ón que siempre encuentro al principio del circuito jejeje, para la btt no está mal aunque la aproximación al monte no es muy buena. Allí luego siq ue se está de maravilla.

Francés, así es, lo has descrito muy bien incluido lo de tirarse en la hierba jejeje

Granota, a mi también me encanta :-))

Mildo, me alegro que te guste, a lo mejor para mucha gente estos post no tienen nada de interés pero a mi me gusta ir un poco más allá del deporte en sí.

Pekas, tú si que eres un multideportista :-))

Isadora de nuevo, como dice Cósima en el comentario de arriba yo también creo que no es una sensación exclusiva de correr ni del deporte, ni todos los corredores la tienen porque sentir... se pued experimentar con otras actividades, se trata de poner toda tu alma en lo que haces, concentración absoluta, dejas de pensar... cuando veo a alguine embelesado tocar un instrumento o un pintor pintar supongo que es una sensación parecida. Hay múltiples maneras.

Misstake, gracias!

Cósima, estoy de acuerdo, es un poco lo que le contesté a Isadora, para mí la perfección en este mundo existe pero de esta manera, reducida a pequeños momentos.

Gracias a tod@s por comentar!