viernes, 8 de abril de 2011

Fernanda

Hoy leía en el blog de Talín la noticia de que Fernanda Keller había vuelto ha competir en el TriStar 111 Nevis, en las Antillas y que además había conseguido la 2ª plaza. Como suelo traer por este blog gente y actitudes que me inspiran o que reflejan mi idea de deporte ya estaba tardando en dedicarle un post a Fernanda.
A los triatletas que se pasan habitualmente por aquí este post puede que no les diga nada, simplemente porque la historia la conocen de sobra -hace algún tiempo creo que fue Jaime Vigaray el que le dedicó una entrada mucho mejor de lo que lo pueda hacer yo- pero como por aquí se pasan también mucha gente ajena al tri, creo que es una deportista  de la que quizás no hayan oído hablar y a la cual merece la pena conocer. 
Para mí que alguien sea capaz de permanecer en un deporte tantísimos años (lo descubrió en el 82, se hizo pro en el 87), que con 47 años (cumple el domingo 48) sea capaz de rendir a un gran nivel y sobre todo que siga manteniendo la ilusión y las ganas de hacer cosas.... uf, no sé, me deja sin palabras.

 
Fernanda de la década pasada

Nunca fue la más rápida, de hecho nunca venció en La Meca. Para el recuerdo (además de sus bañadores floreados) quedarán sus 6 terceros puestos entre los años 94 y 2000. 
Siempre estuvo un poco a la sombra de grandes estrellas, la eclipsaron mujeres como Natascha Badmann, Lori Bowden, Karen Smyers o Paula N-F. No obstante, si el triatlón es un deporte de resistencia Fernanda se merece el más alto reconocimiento y  los máximos honores: 22 años consecutivos participando en Hawaii, como pro y con 14 puestos top-10, ahí es nada.
En un deporte como el triatlón, el IM, con sus 3,8 km a nado, sus 180 en bici y su maratón corriendo, que alguien sea capaz de estar un año y otro y otro... y ahí en la élite, con la cantidad de cosas que pueden pasar en una temporada (lesiones, enfermedades, problemas mecánicos, accidentes... ¡desmotivación!) No sé, no conozco ningún caso parecido en ningún deporte.

"Nunca tive uma lesão séria. Acho que tive uma boa base, onde aprendi a treinar sem exageros e, principalmente, aprendi a dar valor à recuperação”.
.
El domingo pasado nos decían en el curso de monitor de ciclismo que el deporte de élite es enfermo, que los tíos no eran sanos... pues... ¡bendita enfermedad la de Fernanda!

Fernanda hoy 

"Nas competições, vou sempre visualizando a chegada e com um sorriso aberto”.

Y además no sólo eso, su calidad como deportista está fuera de toda duda pero como persona no se queda atrás. Fernanda tiene un instituto que desde 1998 trabaja con niños, especialmente pertenecientes a familias con rentas bajas, con diferentes actividades como escuelas de triatlón, aulas de natación, etc (su web aquí)
Yo no tengo la suerte de conocerla mucho pero he de decir que hace un tiempo  intercambiamos unos mensajes a través de una red social y sólo puedo  decir que me impresionó su amabilidad y lo accesible que era. También su forma de ver la vida y de alguna forma la energía que desprendía.
Ya sabéis que yo soy muy dado a tener muchos deportistas como  referencia y como fuentes de inspiración pero  si sólo me dejaran tener uno quizás elegiría a Fernanda Keller.


"No hago deporte para ser profesional. Lo soy por accidente. Corría y al participar en algunas competencias de triatlón mi rendimiento me llevó a la dedicación exclusiva."

5 comentarios:

Dani dijo...

Esta entrada, además de llevar el tag de filosfía, debería incorporar el de inspiración.

Carles Aguilar dijo...

Efectivamente, desconocía a esta atleta.. Pero por lo que cuentas es todo un ejemplo a seguir y además manteniéndose a un nivel altísimo durante tantos años... Bravo...!!

Xocas dijo...

La verdad es que es impresionante su capacidad de rendir a tan alto nivel durante tanto tiempo, pero más esa actitud que tan bien destacas. Gran entrada!

Mildolores dijo...

Hay gente con una capacidad verdaderamente especial y envidiable. Lo de esta mujer es un claro ejemplo.

Furacán dijo...

Dani, llevas razón.

Carles, si, es una pena que casos como este no sean más conocidos aunque creo que en su país si goza de una buena popularidad.

Xocas, impresionante sí. Gracias!

Mildo, verdad? aunque no hubiera ganado nunca más de uno firmaría por tener su carrera deportiva.