lunes, 24 de mayo de 2010

III Corrida da Geira

¡Están locos estos romanos!

El de la derecha es el organizador y alma mater de la prueba, ya os podéis imaginar de que va la historia :-))

Hace ya unas semanas os dije que me había apuntado al Ultra Trail Geira / Vía Romana, una prueba de 50 km que une las localidades de Baños de Río Caldo en Lobios (Galicia) con Caldelas (Amares - Portugal) siguiendo el trazado de una antigua calzada romana que unía Bracara Augusta y Asturica Augusta. Al final por múltiples cuestiones cambié la modalidad de participación y en vez de correr la ultra me apunté a la hermana pequeña, la corrida da Geira, que no eran más que los últimos 15 km de la otra prueba.

Nosotros salimos desde el 2º punto amarillo más próximo a meta, poca distancia aunque la parte más dura.

Aunque en principio lo que me hacía ilusión era correr la grande ahora mismo no me arrepiento nada de la decisión, sobre todo tras el día que nos tocó, a 30º C o más, buena parte de la prueba. Lo hubiera pasado muy mal con este calor, aún me acuerdo de los calambres y lo tocado que llegué en Penedos do Lobo 2007. ¡Uf! mortal.
Uno de mis miedos antes de acudir era no saber encontrar el lugar de la salida ya que en los mapas no lo veía nada claro. Lo de la autovía/autopista hasta cerca de Braga no tenía pérdida pero luego había un montón de carreteritas y pueblos que ya me estaba temiendo yo donde podría aparecer...

He de decir que, por suerte, estaba bastante bien señalizado aunque por el tipo de carreteras (preciosas para andar en bici, por cierto) los 19 km que había desde la salida de la autopista hasta Caldelas se me hicieron tan largos que más de una vez me pregunté si no me habría confundido.
Al final llegué sobrado de tiempo para aparcar, recoger el dorsal y hasta ver un poco el entorno del balneario que tienen allí. Me pareció un sitio precioso, ideal para llevar la bici, pasar un fin de semana (desde muy temprano se veían grupos de ciclistas) y luego relajarse en la termas.

Chulísimo el entorno del balneario.

Nuestra salida estaba puesta para las 11:15 (hora portuguesa, las 12:15 para mí) pero antes nos tenían que transportar en un autocarro hasta S. Sebastião da Geira que era de donde partiríamos nosotros. A esas horas ya hacía muchísimo calor, tanto que a pesar de que sabía que había avituallamientos durante el recorrido y eran sólo 15 km decidí llevarme conmigo una botellita de hidratación con agua (por si acaso, y aún hice uso de ella)
Llegamos allí, bajamos del bus (¿¿seguro que son 15 Km?? si ya me pareció que tardamos media hora en llegar :-)) y antes de correr nos dejan un tiempo para calentar. Tenían montado un avituallamiento bastante completo y había una fuente así que me pude refrescar un poco, mojar la gorra y la cabeza -ya que me parecía que gran parte del recorrido iba ser por solano-.

Llegada la hora de salida, nos reunen a todos, una corredora/organizadora hace una llamada de teléfono y hala a correr, todo así en plan muy casero y familiar.
Yo pensaba que habría gente que saldría fuerte pero no fue así. En los primeros metros voy en cabeza con otros 3 corredores, ver para creer jeje
Luego ya vi que esos 3 corrían más que yo aunque tampoco de una manera exagerada. Me quedé unos metros en tierra de nadie pero pronto me adelantó un corredor y me quedé con otros 2 que venían detrás. Por el momento el recorrido era muy corrible y nada técnico.

Debíamos llevar sobre 2 o 3 km cuando encontramos el primer cruce sin señalización.

Yo me paro, mis otros 2 acompañantes también. Nos miramos los unos para los otros... Situaciones como esta fueron el punto negro de la carrera, kms más adelante se repetiría lo mismo.
La señalización consistía en cintas de esas de obra colgadas de ramas y postes, como es habitual en otros trail y pruebas de BTT. Luego me enteraría que la noche anterior al parecer hubo gente que se dedicó a quitar las cintas o a cambiarlas... en fin, parece que mala gente hay en todos lados.
De este primer apuro salimos gracias a que unos de los corredores que iban delante se dieron media vuelta y nos indicaron el camino para seguir.
Continuamos corriendo por una pista de tierra, la única complicación era el calor y algo de polvo que se levantaba a veces. Bueno, eso y también el encuentro con otros usuarios de la vía...


Reiros pero cuando pasé yo una de las vacas se puso a correr. Con esos cuernos... el
carallo! que estadísticamente muere más gente al año por causa de las vacas que por los tiburones o leones.
Seguían pasando los km, de nuevo se repitieron las dudas en los cruces y yo me aferré a la compañía de un corredor portugués. Ya de perderse que sea con un local jejeje yo no conozco nada de la zona y, aunque más o menos lo entiendo, tampoco tengo una desenvoltura muy grande con el idioma como para pedir indicaciones a un paisano.Llegamos al primer avituallamiento, me paro a beber isotónica y continuamos.
La carrera no presentaba demasiado desniveles, las máximas pendientes estarían en torno al 10 %, no mucho más, de hecho corrí toda la prueba, nunca tuve que caminar. Sin embargo a mi eventual compañero si parecía costarle más, así que aflojé un poquito y fui esperando ya que como os digo no quería quedarme solo.
Pasamos por una bonita zona donde estaban unos miliarios romanos, que eran algo así como las señales de tráfico de la antigüedad. Merecería una visita con más calma pero aún así me gustó pasar junto a ellos. Muy chulo.


Ahora el recorrido trancurría por un monte de eucaliptos y alguna que otra zona quemada por incendios. Me llamó la atención que los portugueses pusieran señales de tráfico (pendiente del 10%) en una pista forestal de tierra, curioso.


Durante esta parte nos encontramos con bastantes grupos de bikers, debe ser una ruta habitual entre los beteteros de la zona.

Salimos de la zona arbolada y afrontamos una subida a un monte por una pista más trailera que la anterior, más vegetación y tan sólo unas roderas para pasar

A ese monte había que subir


Se notaba que la zona había ardido en años anteriores y ahora sólo dominaba el monte bajo, una pena porque debió de ser precioso.Lo mejor las vistas, espectacular.


El ascenso era fácil pero el paisaje te daba una sensación de altura. Ahora recuerdo este tramo como uno de los más disfrutados, con una gran sensación de libertad.

Una vez coronado el monte comenzaba la parte más técnica del recorido. Aquí seguro que corredores como el Xabi se lo hubieran pasado en grande.


No era muy muy complicado porque la pendiente no era muy elevada, de hecho bajé corriendo, pero la pista estaba muy rota y era el típico tramo en que arriesgando (no es mi caso) y con buena técnica se podía ir muy deprisa, eso sí, a riesgo de "ostiarse".


Aquí me adelantó la primera corredora, una triatleta con muy buena planta que ya ganó la ultra el año pasado (luego de la carrera nos hicimos coleguitas, más abajo lo cuento) y me vovió alcanzar el amigo anterior.

Acabado el descenso pasamos a transitar por una pista empedrada que me imagino que sería restos de la antigua calzada romana.


Zona de sombra y algo más fresca, una delicia correr por ella.
Terreno ondulado, predominantemente de descenso con algún repechillo.
Pasamos por una especie de estación abandonada y luego una subida adoquinada. Aquí es donde vuelvo dar alcance a mi compañero del día y a la chica.

Con más de una hora en las piernas y sabiendo que no había dejado de correr intuía que el final no estaba muy lejos así que aproveché el ascenso para irme solo. Malo será que me pierda ahora :-)
De nuevo otro tramito de monte bastante rápido en el que sólo aflojo para posar y hacer un poco el payaso en la foto que me sacaron.


Sigo el camino del monte y de repente me topo con un muro...

-Aggg, ¡la cagamos!

Por suerte una chica que estaba al otro lado me indica que el recorrido continuaba hacia abajo entre las casas.
¡Toma ya! salto el muro y a correr como un loco. Descenso por callejones estrechos con algún que otro escalón y de nuevo un montón de escaleras hasta llegar a la avenida central del pueblo.

Me acuerdo de los de la ultra, pobres, alguno aquí va tener que bajar a gatas.
En este tramo de descenso me dio alcance de nuevo el corredor con el que hice buena parte de la carrera. En las escaleras no se podía adelantar pero luego al llegar a la calle el hombre este puso un cambio de ritmo espectacular.
Le aguanto y vamos así sobre unos 100 m, a la par y corriendo como si fuese una milla.


Poco antes de llegar a la curva que había que hacer para entrar en meta yo desisto del esprint pero a él le sale volando el dorsal.

Meta

Él entra en meta antes que yo pero al no llevar dorsal los cronometradores le hacen ir a por él. Al final solución salomónica y en las clasificaciones nos ponen a los 2 en el 6º lugar.
En todo caso 6º o 7º, según se mire, con 1h17'15", buena carrera de todas formas y buen tiempo. El recorrido precioso, muy disfrutado y contentísimo. Le choco la mano a mi compañero del día y al poco tiempo entra también la chica que sería la ganadora.
Si algo me encanta de ciertas carreras es la magia que existe cuando acabas desarrollando una empatía hacia gente que horas antes no conocías de nada. Mientras recuperaba fuerzas en el generoso avituallamiento tras meta se me ocurrió dirigirme hacia la ganadora, su pareja (el chico había entrado de 2º) y otro compañero más triatleta que había entrado después que yo, para preguntarles si se organizaban tris por la zona Norte de Portugal. A pesar de que como ya digo no domino el portugués enseguida entablamos conversación (en portuñol :-))
Una gente superagradable, compartí con ellos comida, café y sobremesa (bueno mesa no había, comimos sobre el césped) y hasta me acabaron ofreciendo alojamiento cuando quisiera venir a competir a Portugal.

Furi hace amigos: Susana, Telmo, el menda y Renato

Como siempre digo, si de algo estoy orgulloso en mi carrera deportiva, por encima de resultados y esas cosas es de las amistades que voy haciendo y de la gente extraordinaria que estoy encontrando en el mundillo. Flipante.

¡Para el año puede que caigan los 50! ;-)


¡Hasta la próxima!

Clasificaciones (completas aquí)

Ultra Trail (50 Km)

Masculina
1º Carlos Alberto Gomes Amigos da Montaha 4:03:00 (en un sprint con el 2º que nos dejó flipados a todos despues de 50 Km)

2º Helder Ferreira União de Tomar 4:03:00
3º José Gonçalves 4:06:03


Femenina

1ª Carla Mendes .COM 5:54:15

2ª Ana Sofia Brandão NAM 6:07:32

3ª Glória Serrazima CRP Ribarfia 6:12:04


Corrida da Geira (15 Km)

Masculina

1º Albino Magalhães Confraria Trotamontes 1:03
2º Telmo Miguel dos Santos Porto Runners 1:06

3º João Batista da Silva ARC Aguias de Alvelos 1:09


Femenina

1ª Susana Paula Oliveira Porto Runners 1:18

2ª Susana Adelino Pára&Comando 1:23
3ª "Desconocida" 1:20 (tuvieron un problema con el pc, a mí también me pasó y tuve que reclamar por eso salgo como individual - Lalo no me eches la bronca :-))

Galerías de fotos:
1, 2, 3, 4,5,6, 7,

18 comentarios:

manuel binoy dijo...

Viendo las fotos ha tenido que ser una gozada; nunca he hecho una carrera de este tipo, pero no lo descarto; para la próxima vez deja los quince kilómetros para los cobardes y apúntate a la de cincuenta, tiene que ser más impresionante todavía; ánimo y adelante, nos seguimos leyendo.

Marieta dijo...

jejeje, en vaya sitios te metes!!! Con las vacas, saltando muros, calzadas romanas...era una carrera o una gymkana?

Me sorprende que compitas tanto...no te cansa mentalmente dar el 100% cada semana?

Angel dijo...

La verdad es que el paraje ha debido de ser espectacular. Que pasada, y menos mal que hiciste esos 15, porque 50 me parecen una pasada. Enhorabuena por ese puesto y tiempo.

Un saludo

Xurxo dijo...

Que guay tu carrera. Ya ves que la mia un infierno.
Casi entro a gatras, jajaja. Pero los purtugueses geniales, me reí un montón.Portugal is different.
Este domingo toca Sandiás. No se si te apuntas.
Un saludo

Jaime N@v dijo...

Preciosa la carrera, como dices pura magia... y bonitas fotos.
Ciao

Oscarunin dijo...

la habras gozado... no hace falta que me digas mas.. jeje
varias cosillas asi rapido..
La vaca.. ufff te creo bien , como para no correr.
Lo de los puntos negros , cruzar, las carreteras... es portugal, aun recuerdo cuando apagaban las luces y adelantaban por el carril . izquierdo por el arcen..Conducen casi como nosotros de mal jeje
la señal del 10% igual era para los coches o los carros que no te extrañe..
en fin.. memorable si señor.. para el año si no coincide tan cerca de truchas nos apuntamos a las dos :)

Emilio dijo...

Madre mia vaya pruebitas que te buscas amigo, genial

Quique dijo...

Que gran movida!!!!! 6º es una gran posición viendo esos parajes.

Opino como tu, a parte de las carreras lo mejor de esto es la gente y la amistad que haces con algunos.

Un saludo y el año que viene a por los 50 km.
Quique

ser13gio dijo...

Mola.

Tenía que ser obligatorio ir todos de la Legión Romana, je je, como el organizador.

Me ha gustado, y el pueblo de las últimas fotos del castillo y los jardines a lo Versalles, guapísimas.

Buena carrera, tomamos nota.
Los portugueses son gente de puta madre, tengo que pegarme un tour por allí.
s

runner48 dijo...

Que buena pinta tiene, lástima que me coja un poco lejos :(

Xocas dijo...

Una carrera para anotársela. Y te lo has tenido que pasar estupendamente. Las fotos son una gozada y el puesto fantástico. Nos vemos.

ONA dijo...

Qué interesante recorrido! Enhorabuena...
;)))

Francisco Castaño dijo...

Vaya recorrido guapo, me encantaría correr una de estas, además el titulo del post insinua, jeje.

Furacán dijo...

Manuel, a ver si para la próxima caen los 50 pero para afrontar esas distancias hayq ue tener el coco al 100% y ahora mismo no lo tengo jeje

Marieta, no no me cansa, me cansa estudiar, la academia, alguna gente... competir es un descanso del resto de mi vida.

Ángel, gracias. El paisaje es muy bonito, una zona de Portugal que merece la pena conocer.

Xurxo, pues no, voy el sábado al tri de Nigrán así que me pierdo Sandiás, una pena.

Jaime, pues si, la verdad es que quedé encantado y con ganas de más. Sólo deberían mejorar la señalización porque puede ser bastante problemático.

Oscar, anímate para el año, aunque coincida despues de Truchas la pequeña no es muy dura.

Emilio, jejeje en Portugal hay cosas muy chulas

Quique, pues si, sin duda lo mejor.

Sergio, si, yo también vi las fotos pero eso no sé donde es, está chulísimo.

Runner, anímate un año a subir, seguro que te encantaría!

Xocas, nos vemos, en Nigrán no?

ONA, graciass!!

Fran, en Portugal todas son corridas :-), lo malo es que luego entra gente "confundida" al blog :-D

Agüita dijo...

Hola, enhorabuena por esa 6 puesto, yo estuve en la "corrida", que finalmente no era de 50 si no de 52, total 2 mas o menos, je,je.
Una pena no haberte conocido, para otra sera.
El amigo Moutinho es un monstruo de esto de las ultras, si quieres este sabado 29 a las 10, en el monte Aloia (Tui), haremos una ruta aloia-galiñeiro-aloia, con posterior comida, vendran unos cuantos portugueses, entre ellos Moutinho, animate.
un saludo

Furacán dijo...

Hola Agüita! que eras el que entró con la camiseta del CAR Marisqueiro?
Ya vi la convocatoria de la quedada pero ese día tengo tri en Nigrán, que le vamos hacer, no se puede estar a todo. Seguro que coincidimos en alguna otra, Penedos, Parada... malo será :-)

Fer Panama dijo...

Fenomenal crónica Alfredo,..oye,..tu fuiste corriendo o sacando fotos todo el rato???? Que ruta mas chula, personalmente me encanta ese tipo de pruebas, no veo el dia de volver a commpetir en trillo (trail), precisamente ahora comencé a preparar una Maratón en trillo para mediados de Agosto.

Lo mejor de todo adicional a tu puesto, lo bien que te lo pasas y todos los amigos que haces.

Un biquiño desde Panama
Tu amigo
FER

Furacán dijo...

No, las fotos las saqué de las diferentes galerías y las del recorrido las colgó el organizador para describirlo, no son del día de la carrera. En Portugal también les llaman trilhos. Tiene buena pinta esa maratón de Agosto, un día habrá que hacer un poco de turismo :-)